4 de noviembre de 2009

LA MANDARINA


Nombre científico: Citrus nobilis

Familia: Rutáceas

Clase: Satsuma


Ubicación: Se cree que la mandarina satsuma es originaria de China, pero es originaria de Japón . Sus árboles son los últimos en florecer y sin embargo son los primeros que se recolectan. Se cultiva en Argelia, Argentina, Colombia, España, Israel y Japón, en la Comunidad Valenciana se produce el 90% de la mandarina de España. Es más resistente al frío que el naranjo, pero los frutos son sensibles, también es más tolerante a la sequía, Temperatura óptima: 5-8°C durante 2 a 6 semanas, dependiendo del cultivar, estado de madurez en la cosecha, y del uso de tratamientos para el control de pudriciones. Es más resistente al frío que el naranjo, pero los frutos son sensibles. También es más tolerante a la sequía. La recolección es temprana. Los requerimientos edáficos son similares a los del naranjo.

Descripción: el árbol mide de 2 a 4 metros de altura, Hojas: algo más estrechas y alargadas que las del naranjo, con alas rudimentarias. Flores: solas o en grupos de 3 ó 4. Fruto: Hesperidio. Existen variedades muy semilladas y otras partenocárpicas.

Propagación y crecimiento: En teoría en los cítricos es posible la propagación sexual mediante semillas que son apomícticas (poliembriónicas) y que vienen saneadas.

Usos: La pulpa contiene vitamina C, vitamina B, ácido cítrico, azúcar reductora y caroteno. Tiene propiedades broncodilatadoras y antiflamatorias. Adecuada en el tratamiento de úlceras, ayuda el intestino y la digestión. Ejerce una clara acción antinfecciosa. Combate el desarrollo de enfermedades cardiovasculares, degenerativas y cáncer. Tiene efecto diurético, beneficioso en caso de hiperuricemia o gota. Se utiliza para preparar bebidas y aceites.

Tradiciones regionales: La mandarina por su dulce sabor y por la facilidad para pelarla ha sido siempre una fruta popular y preferida de niños y mayores. Contiene múltiples propiedades que favorecen la salud. Como todo cítrico goza de grandes cantidades de vitamina C que ayudan a luchar contra los agentes infecciosos y a fortalecer el sistema inmune. Sirve para hacer frente a la anemia y a prevenir enfermedades de tipo inflamatorio. Tiene efectos diuréticos pues facilita eliminar líquidos y, por tanto, tiene gran poder adelgazante. Contiene así mismo la mandarina propiedades antioxidantes, lo que su ingestión garantiza el retraso del envejecimiento cecular y fomenta una mejor calidad de la piel. Protege al organismo humano frente a patalogías oncológicas y cardiovasculares. La mandarina tiene también alto contenido en potasio y bajo en sodio, lo que conlleva la mejora de la circulación sanguínea y la regulación de la presión arterial

Ivan Antonio Hinestroza

Mauricio valencia
Grado 9º2

1 comentario:

  1. que buena investigación, sigan así, me han salvado de un buen 0 los amo
    gracias bay

    ResponderEliminar